Tu práctica cooperativa

%user(r)en irudia
Arruntak arabera Alicia Aguado Abril |  Duela 5 urte erantzunak 28

Te animamos a que te preguntes cuál ha sido hasta este momento tu “práctica cooperativa”:

- ¿Usas estrategias de aprendizaje cooperativo en tu clase?

¿Cómo las usas?

¿Qué estrategias has utilizado?

Si las has usado, ¿qué resultados te ha dado? Si no las has usado, ¿por qué no lo has hecho?

Comparte tus impresiones en este espacio de debate.

Recuerda publicar las dos propuestas planteadas en la unidad del curso en tu blog-portfolio cuando las tengas listas y compártelas en las redes sociales. utiliza para ello tanto Twitter, con la etiqueta #ABPmooc_INTEF, como las redes sociales en las cuales participes desde la semana anterior. 

Iruzkinak

ABP interesante

ABP interesante

EVALUACIÓN DE MI PRACTIA COOPERATIVA EN EL AULA

La verdad es que hasta éste curso, no he utilizado demasiado prácticas cooperativas en mis clases, no se porque, tal vez porque no me habia planteado otro método de aprendizaje que el que llevaba implantado desde hace años, me estaba acomodando, pero me he dado cuenta que realmente tengo que cambiar la metodologia de realizar las clases, para que tanto mis alumnos como yo podemos ir aprendiendo unos de otros.
Hasta ahora, las pinceladas de practica colaborativa que he utilizado han sido: realizar una lluvia de ideas sobre el tema que vamos a iniciar, trabajos de buscar información sobre algun tema que realizan en grupos y poca cosa más.
Donde si que aplico el trabajo colaborativo es en el taller de tecnologia, donde los alumnos realizan sus proyectos en grupos y vamos resolviendo sus dudas a medida que van surgiendo, en cada momento y con cada alumno en concreto o en grupos.

Me he dado cuenta de que el resultado del conjunto de enseñanza-aprendizaje no es demasiado bueno, y me estoy preparando para empezar a trabajar con distintas metodologias de aprendizaje donde tados los alumnos colaboran, investigan, crean, participan, entre ellos. Creo que el trabajo colaborativo nos beneficia a todos y nos ayuda a aprender unos de otros.
Por eso, este curso he empezado a utilizar algunos de estos métodos en clase, y la verdad, es que aunque hace poco tiempo que ha empezado el curso, noto el cambio en mis clases.
Así que, ¡a seguir aprendiendo!

Hola, buenas tardes:
Soy profesora de ciclos formativos de la familia de administración. Estoy en proceso de aprendizaje de trabajo colaborativo, en mis clases empleo varias formas de prácticas, basándome en las clases invertidas y dinámicas grupales:
1. Presento el tema realizando preguntas introductorias y de investigación.
2. Visualización previa de vídeos basados en el tema de la unidad didáctica y respuesta de preguntas de razonamiento sobre los vídeos. Siempre pido que estas respuestas sean concretas y directas, que no se alarguen.
3. Resolución y puesta en común en grupos de cuatro cuatro o cinco personas de las respuestas sobre los vídeos. Se nombre un jefe de equipo que dirige y está pendiente de las tareas a realizar. Una vez realizada la puesta en común. Intercambio de los jefes de equipo, para que realicen la puesta en común con otros equipos de trabajo.
4. Sobre un guión de la unidad didáctica, se distribuyen los puntos del tema, que tienen que preparar y exponer, realizan una exposición con tiempo limitado.
5. Todas las respuestas y apuntes se suben a la plataforma google drive, donde comparten los apuntes todos los compañeros de clase.
6. Autoevaluación: realizan un cuaderno de Bitácoras, donde registran las vivencias, lo que han aprendido, y se evalúan con respecto a distintos parámetros acordados previamente.
7. Cuestionario de evaluación de conocimientos sobre el tema desarrollado.
Las herramientas empleadas son:
Google Drive, donde hay carpetas de las unidades didácticas y carpetas con apuntes y ejercicios compartidos.
Google Site, donde está expuestos vídeos, recursos, ejercicios de repaso y cuestionarios.
Es un sistema que les causa al principio confusión, al no llevar libros de texto y tienen que estar muy pendientes del desarrollo de las actividades, cambio total de las clases magistrales. Poco se van habituando. Saludos.

Buenas tardes, repasando las actividades del mooc me he dado cuenta de que omití esta...así que la contestaré ahora:
1.¿usas estrategias de aprendizaje cooperativo en tu clase?¿Cómo las usas?
2. ¿Qué estrategias has utilizado?
3. Si las has usado, ¿qué resultados te ha dado? Si no las has usado ¿porqué no lo has hecho?

Hasta ahora he utilizado estrategias de aprendizaje cooperativo de forma intuitiva, esto es, sin ser consciente de que lo estaba haciendo, a través del uso de técnicas como la lluvia de ideas, el Philips 66, el uso de aplicaciones como wikis, murales colaborativos, diseño de artefactos digitales etc.
Los resultados han sido altamente satisfactorios, ya que la motivación e implicación del alumnado mejoran, a la vez que fomentamos su creatividad y autonomía. Las dificultades se encontraban a la hora de la evaluación-calificación, que demanda el uso de nuevos sistemas que valoren los distintos aspectos que se trabajan en este tipo de actividades.

%user(r)en irudia

A lo largo de mi corta carrera como docente he utilizado una gran variedad de estrategias de enseñanza siendo una de ellas el trabajo colaborativo y cooperativo.
Sin duda una de las herramientas más prolíferas en cuanto a asimilación de contenidos ha sido ésta última pero conlleva una planificación controlada así como, en mi caso, alumnos que ya tengan un cierto control en el uso de tablets y ultraportátiles.
En clase he utilizado bastante estas estrategias para ciertos contenidos que dan pie a ello y sobretodo para tareas finales en las UDIs. Una de las herramientas más utilizadas ha sido el Google Drive ya que permite a los alumnos el trabajo simultáneo y es una gran fuente de motivación. De esta manera, cada alumno desde su casa puede completar un archivo a la vez que su compañero.Es bastante motivante para ellos y con un enfoque adecuado es bastante eficaz.
Además, suelo utilizar las tablets en clase para el día a día de los alumnos, no sólo para proyectos o realización de tareas si no también para activadades y ejrcicios. Ellos mismos se organizan entorno a grupos de trabajo y comparten los contenido, dónde lo han buscado y que puede faltarle para compeltar "sus apuntes".
Otra herramienta de colaboración que se esta utilizando en clase es el uso de blog.Comparto una idea en mi blog y los alumnos entran y comprate opiniones o juegos con los que ha trabajado ciertos contenidos.
En fin, numerosas herramientas disponibles pero la mayoría, y puedo decir que más eficaces giran entorno a las TIC.

%user(r)en irudia

Con frecuencia utilizo estrategias de aprendizaje colaborativo porque brinda a las estudiantes buenas oportunidades para aprender mejor. La clase en que más la utilizo es en Science y asigno diferentes temas a los grupos y al final los grupos deben intercambiar sus conclusiones. A veces lo uso para que las estudiantes se enseñen entre sí los contenidos y otras veces utilizo el aprendizaje colaborativo para repasar temas antes de los exámenes.

La mayor parte de mi experiencia como práctica colaborativa es el trabajo en grupo para realizar algún tipo de investigación, mural o exposición, que dependiendo del grupo ha dado mejores o peores resultados. En otras ocasiones, hemos hecho un vídeo y esa experiencia les ha resultado más atractiva. Y también he probado con el teatro: hace unos años fue todo un éxito de participación e implicación, sin embargo el curso pasado, intenté hacer una representación teatral con un grupo de 2º de ESO, que al principio cogieron con ganas, pero que al final fue un fracaso porque unos se negaban a aprenderse el papel, otros no elaboraban los decorados y otros terminaron abandonando el instituto, por lo que lo que parecía ser un super proyecto colaborativo, terminó siendo un fracaso :(
Sin embargo, está claro que todo depende del grupo y de que logres conectar con él. Lo que el curso pasado no sirvió probablemente me sirva para el próximo.

Hola.
Si lo utilizo, de hecho es un recurso que me gusta utilizar bastante, en informática hacen presentaciones de sus trabajos, hago que voten a sus compañeros mediante encuestas fomentando la coevaluación y que lo hagan de forma veraz y justa, penalizando los malos hábitos en este sentido.
Suele resultar bien, salvo casos excepcionales, aunque siempre tienden a hinchar las notas.
Además creo que se puede mejorar, hacer que los alumnos aprendan más de sí mismos y sus iguales, por ejemplo poniendo algún tipo de cuestionario al final de la exposición.
También hay que decir que me desespero muchas veces con lo poco formales que son pero suelen terminar contentos con ello que es lo que importa.
Un saludo a todos.

EVALUACIÓN DE MI "PRÁCTICA COOPERATIVA"

Hasta ahora he utilizado poco la práctica cooperativa en mis clases.
De vez en cuando si "les mandaba" algún trabajo en grupo sobre algún tema, y lo evaluaba en función de ese trabajo. Y otras veces, el trabajo complementaba al examen en la evaluación de ese tema.
Normalmente la estrategia que seguía (aparte de intentar que los alumnos participaran lo máximo posible en las clases, de forma que no fueran clases "magistrales") era la siguiente: repartir el contenido del tema entre los 4 o 5 grupos de alumnos y que elaboraran un mural o presentación buscando información en los medios que quisieran. Luego la exponían por grupos al resto de la clase.
También trabajan por grupos en el laboratorio, haciendo prácticas y luego informes individuales de las mismas.
El resultado obtenido hasta ahora no había sido demasiado bueno a mi juicio. Tenía la impresión de que cada alumno se aprendía solo su parte del trabajo y que no cooperaban demasiado, se repartían el trabajo y ya está.
Ahora, haciendo el curso, me he dado cuenta de que el aprendizaje cooperativo no se trata de solo repartir el trabajo entre varios grupos de alumnos, sino que hay que cuidar muchos detalles y hacer un trabajo importante previo. Dudo que todos los profesores estemos capacitados para enseñar de esa manera y más en las condiciones actuales, con pocos medios y con clases bastante masificadas.Pero quizás una solución sea combinar el trabajo por proyectos con la enseñanza directa. Será cuestión de ir probando supongo. Me queda mucho por aprender.

%user(r)en irudia

Como ya había explicado en una entrada anterior, conocí el aprendizaje cooperativo hace 5 años y, desde ese momento, lo apliqué regularmente en el aula, aunque de forma poco ortodoxa:
Muchas veces mi intención es sólo probar algún tipo de estructura, así que utilizo grupos creados en el momento, en función de los lugares que ocupan los niños y las niñas, para llevar a cabo una actividad concreta. Por ejemplo, hoy empezamos a repasar algo de morfología y necesitaba que recuperarsen la información de otros años, por lo que creé grupos de 4 (habitualmente están sentados en parejas) y, por medio del folio giratorio, fueron repasando conceptos como "palabra", "lexema", "morfema"...)
Esto es muy habitual en mis clases a principio de curso, ya que aún no tenemos conformados grupos base pero quiero que nos familiaricemos con esta nueva forma de trabajar.
Una vez están establecidos los grupos, creamos un cuaderno de equipo que cubrimos con funciones, diario de sesiones y demás... cuando empezamos un proyecto o una tarea compleja, pero no lo empleamos para la resolución de ejercicios. ¿Debería?
Intento evaluar, pero no me sale del todo bien, nunca me quedo 100% satisfecha con el resultado.
Por otro lado, me pregunto: si los grupos no están vinculados a un proyecto concreto, si se emplean para trabajar en el aula sin otro objetivo que el del día a día, ¿tendrían que ser los mismos en todas las materias?

Mi práctica cooperativa no ha sido desarrollada en un marco tan amplio con mis estudiantes, se debe a diferentes factores entre los cuales puedo mencionar falta de conocimiento y preparación, sin embargo puedo mencionar que se a trabajado en algunos ámbitos como favorecer las relaciones interpersonales de tal forma los estudiantes se conoscan y puedan trabajar en conjunto con toda tranquilidad y confianza al comerte errores. Y una de las estrategias que se ha usado es que los estudiantes que conocen mucho más sobre ciertos temas puedan ayudar a sus compañeros que dificultades. El trabajo en grupo también a sido importante, ya que cada estudiante del grupo tiene sus propias tareas y responsabilidades que cumplir.

En cuanto a resultados, pues han sido muy productivos, se puede ver y apreciar grupos de estudiantes más motivados y entusiasmados por adquirir y generar nuevos conocimientos.

Estoy seguro que de hoy en adelante mi práctica cooperativa dentro y fuera del aula mejorará y me ayudará para fomentar su práctica con otros compañeros profesores.

En realidad muy poca, a pesar de que se considera el trabajo grupal y la retroalimentación de los proyectos presentados al resto de la clase, la mayoría de los retos que se proponen a los estudiantes no se permeabilizan hacia el exterior del aula. Las tareas generalmente están asociadas a resolución de prácticas de laboratorio en el área de lenguajes de programación, en específico programación estructurada con Lenguaje C.
Trabajo con estudiantes del primer año de Ingeniería en Sistemas de Información, a pesar de estructurar muchas prácticas de forma grupal, en muchas ocasiones la organización de la actividad no deja claro los roles y cómo se reflejará en el proyecto las tareas de carácter cooperativas e individuales de cada integrante, valorando únicamente el resultado final que presente el grupo de jóvenes.

%user(r)en irudia

MI EXPERIENCIA CON EL APRENDIZAJE COOPERATIVO

Mi práctica docente está basada en la instrucción directa, metodología participativa y aprendizaje deductivo. En algunas ocasiones he planteado trabajos en grupo, pero debido a la baja calidad y a que algunos no trabajan he tenido una sensación de frustración que me ha llevado a no plantear actividades de este tipo.

Sin embargo, hace dos años empecé a seguir activamente en twitter a una creciente comunidad docente y a raíz de diversos consejos y enlaces empecé a introducirme en el aprendizaje colaborativo, cooperativo, flipped classroom y ABP.

En el presente curso estoy experimentando el aprendizaje cooperativo con un grupo de 4º de E.S.O. siguiendo las directrices del libro "La evaluación en el aprendizaje cooperativo" de Johnson y Johnson. Aunque obviamente todavía no puedo hacer valoraciones, ya me he dado cuenta de algunos de los beneficios de esta metodología:

  1. En los grupos heterogéneos los alumnos menos capaces aprenden de los demás (tienen una segunda oportunidad para enterarse de lo que hay que hacer, por ejemplo).
  2. Los alumnos más callados tienen la oportunidad de hacer oír su voz (porque hay un rol dentro del grupo que se asegura de que todos hablen).
  3. Se crean dinámicas activas, es decir, el alumno no llega a la clase con la actitud de escuchar sin más, sino también con la de aportar.
  4. Cuando el grupo participa en el toma de decisiones (qué tema se va a trabajar, cómo se va a evaluar el trabajo) aumenta su responsabilidad individual y colectiva.
  5. El feedback que se produce en las discusiones tiene como resultado mayores y mejores ideas.

En el capítulo de inconvenientes destacaría:

  1. Las sesiones se "pierden" en organización y discusiones.
  2. No hay sensación de avanzar en contenidos.
  3. Hay incertidumbre sobre la evaluación.
  4. Cuesta establecer dinámicas de grupo porque nunca las han hecho y porque siguen esperando que sea como siempre.

En definitiva, creo que es un método interesante y la valoración de su potencial tendrá que esperar al final de curso.

He practicado aprendizaje cooperativo a través de la plataforma eTwinning, desarrollando proyectos con centros europeos, procurando que las actividades fueran realizadas por alumnos de diversos centros en común.
Siempre las he usado asociadas a las nuevas tecnologías, procurando que los alumnos mejoren al mismo tiempo su competencia digital.
Los resultados siempre han sido muy buenos, porque el interés de motivación que causa el usar los ordenadores se suma a la novedad de tener que trabajar con alumnos europeos de otros lugares. Ponerse de acuerdo, investigar, son claves en este tipo de aprendizaje cooperativo en red.

Las estrategias de aprendizaje son procedimientos (conjuntos de pasos, operaciones o habilidades) que un aprendiz emplea en forma consciente, controlada e intencional como instrumentos flexibles para aprender significativamente y solucionar problemas. La aplicación de las estrategias es controlada y no automática; requieren necesariamente de una toma de decisiones, de una actividad previa de planificación y de un control de su ejecución. En tal sentido, las estrategias de aprendizaje precisan de la aplicación del conocimiento metacognitivo y, sobre todo, autorregulador.
La aplicación experta de las estrategias de aprendizaje requiere de una reflexión profunda sobre el modo de emplearlas. Es necesario que se dominen las secuencias de acciones e incluso las técnicas que las constituyen y que se sepa además cómo y cuándo aplicarlas flexiblemente. La aplicación de las mismas implica que el aprendiz las sepa seleccionar inteligentemente de entre varios recursos y capacidades que tenga a su disposición. Se utiliza una actividad estratégica en función de demandas contextuales determinadas y de la consecución de ciertas metas de aprendizaje.
Pues la colaboración se basa en el trabajo en grupo de forma organizada, cada miembro del grupo se responsabiliza de cada una de las partes de la tarea y en conjunto dan como resultado un trabajo final colectivo.
Todos se apoyan para superarla pero es la responsabilidad de cada uno realizar la tarea con las reglas establecidas.
Esto se resuelve estupendamente asignando roles a cada miembro del equipo, lector, sintetizador, narrador, moderador, investigador, ayudante, controlador del tiempo, y un sin fin de tareas a realizar, pero que han de estar muy bien definidas.
En este punto es determinante plantear bien la evolución, tanto de las tareas individuales cómo las grupales en si y que sean los propios estudiantes los que identifiquen sus aciertos y puntos de mejora en ambos sentidos.
En definitiva, con este tipo de metodología o enfoque, nos podemos hacer preguntas cómo:
1.- ¿Cuál fue el resultado académico y el logro del objetivo propuesto?
2.- ¿Cómo trabajo el grupo? Atendiendo por lo tanto al aspecto individual como al social.

¿Es el aula un buen espacio de socialización?
¡Mi experiencia es inexistente! El aprendizaje cooperativo es una estrategia de aprendizaje obvia y natural para una persona (la más usual en entornos como las actividades no regladas como talleres, extraescolares, asociaciones culturales). Pero es adormecida en la escuela tradicional donde el docente es dependiente de la sensación de conservar la autoridad y el control y de hacer predecible su tarea. Algunos de nosotros, sin embargo, hemos comentado en varias ocasiones que cuando un docente se mete en un aula para impartir clase, su principal acción educativa es la de crear situaciones de vida que los alumnos deben vivir e interpretar para aprender a relacionarse entre ellos y con sus profesores. El vehículo es la Biología, la Filosofía, la Matemática, pero solo como excusa para socializar. El colegio es, en esencia, un entorno seguro donde los alumnos aprenden a convivir con sus iguales, con la autoridad, consigo mismos en tareas que les exigen concentración, interpretación, codificación, esfuerzo.
Por lo tanto en el aula no se nos puede olvidar nunca crear, de manera consciente y meditada, estas situaciones de socialización mientras impartimos contenidos. La enseñanza activa nos exige, categóricamente, crear dinámicas de trabajo donde los chavales deben escuchar, ser escuchados, priorizar ideas, compartir entre todos la frustración, evaluar la manera en la que los compañeros adquieren los contenidos y las competencias.
Más allá del aula los docentes pueden necesitar, en un contexto más amplio que parte de las competencias adquiridas sean reforzadas o mejoradas por la acción de otros docentes del equipo. Perfeccionar o contextualizar con la ayuda de Historia o Geografía los descubrimientos que están haciendo en matemáticas; puntualizar y ampliar en Matemáticas las técnicas necesarias para analizar un conjunto de datos geográficos; pedir ayuda a Informática para que pueda orientar a los alumnos en la mejor manera de diseñar un blog que será usado en Arte.
Las nuevas tecnologías nos permiten además investigar nuevas vías para que el proceso de aprendizaje se enriquezca al hacerlo en compañía con el otro colegio del barrio, organizando una exposición en el Ayuntamiento, participando en un concurso internacional, organizando una excursión a un museo donde profundizar en el tema o creando un programa de radio que se oiga en la ciudad.

Hola a todos/as,
os facilito mis enlaces de los retos a realizar en la segunda semana:
-Práctica colaborativa y metáforas visuales: http://abpmoocintef.blogspot.sg/2015/10/mi-practica-cooperativa-y-metafo...
-Proyecto mínimo viable: http://abpmoocintef.blogspot.sg/2015/10/proyecto-minimo-viable.html

Estoy abierto a cualquier sugerencia en mi proyecto.
Salu2.

¿Cooperación en mi clase? pues es una buena pregunta. Si me la hubieran hecho hace algunos años diría que "nanai de la china", que eso de que los niños estén todo el día hablando era una locura. Con la edad y la experiencia he descubierto que ese "ruido" de clase genera otro tipo de aprendizaje; un aprendizaje más abierto, más equitativo y mucho más divertido. En cuanto a las experiencias que he realizado en mi clase son muchas, más que experiencias lo llamaría experimentos. Algunos de ellos, sobre todo al principio, eran fallidos pero, ahora con el paso del tiempo, se que eran por falta de paciencia. El trabajo cooperativo requiere formar en primer lugar a los niños y niñas para que en un corto plazo puedan desarrollar su trabajo bajo la tutela de este tipo de aprendizaje. Para ello hay que tener paciencia y recoger los frutos más adelante. En mi clase he probado los rincones, los talleres, he trabajo por "momentos", he realizado diversidad de dinámicas y algunas estrategias conmo 1,2,4, folio rotativo,.... todo este trabajo, desgraciadamente sin mucha continuidad, pero este curso lo he planteado en plan fuerte y he programado las tareas cooperativas que voy a realizar en los tres años que me esperan con este maravilloso grupo que tengo en mis manos.
Así que ¿cooperación en mi clase? SI
Antonio Herreros

%user(r)en irudia

Mi práctica cooperativa.

Este es mi cuarto año de asesora de Primaria en la red de formación de Aragón. Una de mis funciones ha sido formar en Aprendizaje Cooperativo al profesorado de los centros educativos del ámbito del CIFE que lo demandaban.
La formación completa de Aprendizaje Cooperativo tiene tres cursos escolares de duración, dedicando treinta horas anuales a la misma y contando con el respaldo de la Universidad de Vic, concretamente con el Equipo de Pere Pujolàs.
Para llevar a cabo esta formación nos organizábamos en tres seminarios que funcionaban de manera alternativa y cuyo calendario había que confeccionar partiendo de una propuesta inicial que nos hacía la Universidad de Vic y teniendo en cuenta las circunstancias de cada uno de los centros educativos y la disposición de los asesores.
Seminario-1. Constituido por la asesora de la Universidad de Vic, los asesores de formación implicados y los coordinadores de la actividad. Podía ser presencial o virtual. Cada centro educativo tenía constituido su Seminario en su Plan de Centro y el coordinador participaba en este Seminario-1.
Seminario-2. Constituido por la asesora de la Universidad de Vic, los asesores de formación implicados, los coordinadores de la actividad y todos los profesores de todos los centros educativos inscritos en la actividad. Nos reuníamos todos en "la sesión plenaria" y siempre era presencial.
Seminario-3. Se celebraba en cada uno de los centros educativos y en él participaban la asesora de formación, el coordinador de la actividad y los profesores del centro educativo inscritos en la actividad. Siempre era presencial.
En el Seminario-3 cada sesión de trabajo se dividía entre la sesión a y la sesión b (por ejemplo, la sesión 3 se dividía en sesión 3a y sesión 3b.) que se celebraban en fechas distintas.
Mi objetivo, como asesora de formación, en el desarrollo de estas sesiones era el modelaje: la asesora con función de maestra y los maestros con función de alumnos. Tanto a nivel de la organización de la sesión de trabajo como de su funcionamiento.
La sesión a, de dos horas de duración, se iniciaba con una dinámica de cohesión de grupo. El aula se organizaba en equipos de base heterogéneos de acuerdo a unos criterios previamente establecidos. Se trabajaban los contenidos del programa y su fundamentación pedagógica implementando estructuras o técnicas cooperativas.
Tras la implementación de una estructura determinada había siempre un tiempo de reflexión: qué papel ha tenido la maestra, qué papel han tenido los alumnos, qué valores han estado trabajando los alumnos, qué competencias hemos estado desarrollando, qué han aprendido los alumnos además de los contenidos, cómo se ha gestionado el bullicio pedagógico, cómo se hubiera desarrollado esta sesión con un método tradicional, qué diferencias apreciamos, ...
En esta sesión, y tras haber trabajado los contenidos pertinentes, se pedía al profesorado que planificase una intervención educativa derivada de los contenidos trabajados en la misma y su compromiso personal para llevarla al aula. Por ejemplo, si se habían trabajado dinámicas de cohesión de grupo tenían que decidir y dejarlo por escrito en un documento: qué dinámica vas a implementar en tu aula o en qué grupo, cuándo lo vas a hacer, cuánto tiempo le vas a dedicar, ....Para hacer esta planificación se podían organizar por parejas, por ciclos, por dinámica elegida,...siempre había unos criterios consensuados en el grupo.
Y , al final, siempre se insistía: "¡no os olvidéis de hacer una reflexión con vuestros alumnos una vez implementada la dinámica o la estructura ! Y ya nos contaréis en la sesión b".

En la sesión b se hacía siempre una puesta en común de las experiencias llevadas a la práctica en el aula y una reflexión sobre las mismas: qué me ha funcionado bien, qué dificultades me he encontrado, cómo las he solucionado,,,.
Si el grupo de profesores era elevado, se hacía la puesta en común utilizando estructuras cooperativas; si no mediante una mesa redonda.
En esta sesión se aportaban soluciones, ejemplos, modelos y experiencias de otros centros;y se recogían por escrito todas aquellas cuestiones que nos habría de ayudar a resolver la asesora de la Universidad de Vic.

La evaluación se realizaba de la siguiente manera: Al finalizar una sesión completa, es decir, sesión a y sesión b, cada profesor tenía que cumplimentar un "Autoinforme", modelo de autoevaluación.
Al finalizar la formación correspondiente al curso escolar, cada profesor tenía que cumplimentar una "Rubrica de evaluación" en la que quedaban valorados todos los agentes intervinientes y los aspectos de organización y desarrollo de las diferentes sesiones de trabajo: las del Seminario-1, las del Seminario-2 y las del Seminario-3.
El asesor de formación hacía un volcado de todas las rúbricas y se sacaban datos y conclusiones de todos y cada uno de los centros participantes y de la actividad en general.

Buenos días.
Soy Maestra de Primaria y llevo varios años en el Tercer Ciclo. Trabajo principalmente por tareas integradas y por tareas de áreas y al menos una vez al trimestre realizamos un proyecto. En esta metodología creemos que resulta clave el trabajo colaborativo con roles bien definidos.
En nuestra clase trabajamos con unos roles que creamos para dar respuesta al alumnado y al currículo, partiendo de la diversidad de lenguajes que se dan en el aula:

Lenguaje oral: Moderador /a.
Lenguaje escrito: Secretario/a.
Lenguaje digital: Coordinador/a digital.
Lenguaje socio-emocional: Líder emocional.

En relación a estos roles es importante que vayan rotando al cambiar la tarea o proyecto y que a lo largo de todo el curso el alumnado los hayan desempeñado todos, al menos una vez.
Los grupos suelen ser de entre 3 y 5 componentes y con estas agrupaciones se trabajan todo tipo de actividad: búsqueda de información, puestas en común, talleres, aportaciones para el producto final, preparación de presentaciones, animación a la lectura, resolución de retos matemáticos...
El equipo trabaja para conseguir un objetivo grupal y antes de comenzarlo tenemos un proceso de reflexión en el que cada componente piensa que talento o potencial tiene para poner al servicio de su grupo y hacer aportaciones interesantes a la tarea.
En algunos momentos las familias participan en el aula en los proyectos y se distribuyen en los equipos de trabajo.
Otro agrupamiento importante es el de gran grupo o asamblea en el que realizamos actividades para sentirnos un equipo en el que todos estamos incluidos, además de tener debates, puestas en común, presentaciones orales y digitales, prevención y resolución de conflictos...
En relación a la evaluación, evaluamos el trabajo individual, el trabajo grupal y el rol desempeñado y planteamos actividades de autoevaluación y coevaluación con escalas numéricas de ítems muy concretos, tanto para valorar las aportaciones individuales al grupo, como las grupales al producto final. De esta forma tenemos en cuenta tanto el proceso como el producto.
Consideramos que esta forma de trabajar convierte al alumnado en el protagonista de todo lo que ocurre en el aula, lo motiva porque conecta sus intereses con los de su equipo y el grupo clase, y potencia el compromiso y la responsabilidad en su proceso de aprendizaje.
Creemos que es importante seguir trabajando para mejorar las estrategias, las dinámicas y los instrumentos de evaluación de trabajo colaborativo.

%user(r)en irudia

Para mí el aprendizaje colaborativo es una asignatura pendiente. En las tareas asociadas a los proyectos que propongo en clase, normalmente hay alguna que debe ser efectuada de forma grupal, pero normalmente es por imposibilidad de que la ejecute una sola persona (por ejemplo, cuando realizamos mediciones en el monte e inventariamos el arbolado, es algo en lo que los alumnos y alumnas se tienen que ayudar)
Sin embargo, no establecemos roles, ni evaluaciones conjuntas ni uso en el aula otras herramientas propias del aprendizaje cooperativo que, por haber leído sobre ellas, conozco, pero no me veo todavía capaz de llevarlas a cabo.
Por otra parte, en este momento veo que ya de por sí el diseño de los proyectos, su evaluación... genera una carga de trabajo ingente (para el docente), que me temo se vería incrementada si añadimos estas estrategias.

Hola!! Soy profesora de biología y geología y procuro emplear diferentes métodos en clase, pero he descubierto que en el un aula de alumnado muy diverso, como las que yo tengo, donde conviven alumnado de capacidades altas, medias y bajas, esta es una estupenda forma de trabajar.
Además ocurre que es una zona rural en la que parte del alumnado vive en localidades muy pequeñas, en las que no tiene posibilidad de relacionarse con iguales porque no hay niños, por lo que el instituto es su centro de socialización.
El pasado curso iniciamos un proyecto en el que el alumnado de 1º ESO para realizar un paseo natural por la localidad. Salimos del centro para localizar las especies vegetales que hay por las calles y parques más importantes. Hicieron fotos y luego elaboraron fichas digitales con los nombres científicos y vulgares, así como sus características más importantes.
Es sorprendente la capacidad de motivación y de cooperación que mostraron a lo largo de todo el proceso.
Únicamente nos queda publicarlo en la web, pero nos alcanzó el final de curso y ahora lo retomamos.
Ellos ya están en otro curso, pero todos siguen unidos por el proyecto.
Cada uno aportó lo que conocía: unos conocimientos digitales, otros las fotografías, otros los nombres de los árboles y plantas pues conocían muchos...
Es cierto que este tipo de métodos llevan mucho tiempo de planificación y de desarrollo, pero el resultado es muy satisfactorio. Sobre todo para los alumnos. Y eso es lo importante, no?

Mi estrategia de Aprendizaje Cooperativo.
Soy profesor de FP de Cocina y Pastelería, en nuestra profesión el trabajo en equipo es fundamental para llevar a buen término un servicio de comidas de calidad. Por lo tanto se favorece el aprendizaje cooperativo en el aula.
Utilizo dos formas de organización,
1ª Los alumnos trabajan en grupo para elaborar un plato o platos (tarea asignada por el profesor) e interactúan entre ellos para servir un menú en tiempo ,hora y forma. Siendo uno de ellos el jefe de cocina que coordina el trabajo .
2ª Los alumnos de segundo curso (más veteranos) . Se encargan de diseñar un menú ( platos, pedido de mercancía ,organización del trabajo, servicio ,etc).Ellos dividen el trabajo por grupos (partidas) , se erigen en Jefes de Partida .
Cada jefe de partida se encarga de presentar las tareas (platos ) a los alumnos de primer curso, los dirigen, enseñan ,etc…
Se hace que el alumno se responsabilice y forme a su grupo para llegar a un buen fin .
Se evalúa el trabajo de los alumnos de cada curso por sus respectivos profesores, y el del segundo curso evalúa la organización de grupos y cocina en general. Al finalizar el trabajo de cocina se revisa el trabajo y se dan indicaciones para un mejor funcionamiento del servicio ,grupos,etc.
El resultado en este sistema suele ser bueno, aunque depende mucho del interés que los alumnos muestran por la profesión. A mas interés mejores resultados.
El profesor supervisa las actividades, corrige y guía en cualquier de las dos formas de organización.

Siempre he pensado que 4 ojos ven más que 2. Es cierto también que en mi trayectoria profesional he vivido etapas muy diversas, desde reproducir los modelos que utilizaron conmigo, hasta buscar fórmulas que atendiesen a las necesidades con las que me iba encontrando.
De un tiempo a esta parte, he comprobado que el aprendizaje entre iguales es más fructífero que realizarlo individualmente, teniendo como modelo a alguien con motivaciones o interés muy diferentes.
En mi aula los agrupamientos son muy diversos y heterogéneos: siempre hay alguien o algunos al lado que me ayuden o a quien ayudar (tutorías entre iguales); con quien organizar y distribuir el trabajo, buscar acuerdos, asumir roles, conseguir metas…(aprendizaje cooperativo); en ocasiones puntuales, se cuenta con la presencia de adultos que animan, dinamizan y dan ideas (grupos interactivos).
En los trabajos grupales se distinguen momentos en clase para el consenso, el análisis, la revisión, diseño y reparto de tareas, ayudas e intercambio, … y de otros intervalos de dedicación individual también en clase o en casa. Es frecuente el uso de estrategias muy definidas para rentabilizar el tiempo en los momentos de encuentro: 1-2-4, folio giratorio, lápiz al centro, parada de 3 minutos,…
Los contenidos y actuaciones son muy variados desde resolver un problema o presentar una estrategia de cálculo, hasta recomendar un libro, realizar un reportaje, buscar información para posteriormente trasmitirla,…
En cuanto a la evaluación se contemplan:
- La autoevaluación.
- Las valoraciones dentro del grupo, individualmente de cada uno de sus miembros y del grupo en su conjunto, analizando la evolución del proceso mediante el uso de un diario y el resultado final con una ficha de control.
- Las valoraciones de compañeros de otros grupos, del profesorado y de agentes externos (otros profesores, alumnos de otras aulas, familiares,…).
Las evaluaciones se realizan con el fin de ayudar a mejorar. Para ello, antes del producto final se realizan presentaciones intermedias con el fin de obtener apreciaciones y consejos que permitan enriquecer las propuestas como paso previo a la puesta en escena final.
Todo esto permite desarrollar el liderazgo, superar dificultades, desarrollar una actitud crítica y a la vez tolerante con las posturas diferentes, …
En definitiva, nadie sabe más que todos juntos.

%user(r)en irudia

Hola!! Es un gusto saludarles.
Laboro como docente de preescolar, enseñando informática a niños desde 2 a 6 años. Trabajar con ellos es hermoso. En nuestro colegio, trabajamos en base a unidades temáticas y los niños cada vez que asisten al laboratorio es para ampliar sus conocimientos acerca del tema que se trata, a través del uso de las tecnologías. Dentro del laboratorio utilizo la pizarra interactiva para mostrar videos relacionados al tema y después realizamos actividades en ella, alli utilizan el lápiz apuntador para mover, pintar o descubrir algo. Después pasan a las computadoras, donde a veces trabajan en equipo para resolver tareas utilizando un software educativo o paginas web. En otras ocasiones utilizo las tabletas para hacer realidad aumentada, también utilizo un pequeño robot llamado bee-bot, donde por equipos ellos deben pensar de que manera debe desplazarse el robot para llegar a determinado lugar y por último también usamos una tecnología de bloques inteligentes, llamados E-Blocks, en módulos de inglés, matemáticas y español, aqui se definen roles, para trabajar en equipo por mesa.
Así el tiempo se nos va.

Fuera del laboratorio de Informática, comparto con mis colegas el uso de programas para la construcción de libros digitales, basados en la temática del momento, o como utilizar las tecnologías antes descritas dentro de sus clases.

En horario nocturno trabajo en la Universidad, de Profesora de Informática. Allí es diferente, pues aunque utilizo las computadoras y las pizarras interactivas, el trabajo colaborativo se da muy poco. Coloco talleres prácticos, investigaciones o realizamos conversatorios acerca del tema que se esté desarrollando. Cuesta que los estudiantes, muchos de ellos adultos con familias, se involucren en proyectos. ellos por lo general se distribuyen los deberes y alguien del grupo se encarga de unir todo para luego realizar la entrega. Siento que todo lo hacen como para salir del paso.

Estoy muy contenta de haber ingresado a este MOOC y espero poder adquirir muchos conocimientos y a la vez compartir con ustedes mis experiencias.

Saludos

Hasta el momento , las prácticas cooperativas han sido el trabajo en equipo por parte de los alumnos y el intercalar preguntas mientras estoy explicando un tema para hacerlos partícipes. La semana que viene voy a hacer un simulacro de elecciones con todos los implementos como las que se hacen habitualmente aqui en Argentina para elegir a nuestros gobernantes, va a haber un cuarto oscuro, dos mesas para votar, 2 alumnos que serán autoridades de mesa y otros que serán fiscales, deber´ñan llevar a cabo las mismas taea que realizan estos y realizar el escrutinio. Espero que todo salga como lo tengo previsto y que los chicos se comporten de la manera adecuada, estaban entusiasmados por votar pero no querian hacer los documentos, espero que eso cambie llegado el momento y que lo vivan como una linda experiencia.
Cuando trabajan en clase, generalmente es con una guia de preguntas y respuestas, y algunos trabajan todos juntos y en otros grupos trabajan dos y los otros no y por más que les digo que lo tienen que entregar todos es como si nada, no les importa. otros pierden el tiempo conversando de todo menos del trabajo y el llamdo de atención les entra por un oido y les sale por el otro.
No me han dado el resultado esperado.
Para ellos escucharme hablar es una pesadez, hacer trabajo en grupo es pesado, si les paso un video para luego charlar sobre el mismo, se molestan entre ellos, no escuchan, se distraen, y entre tantas interrupciones ninguna saca provecho del video y de lo que trato de enseñar, paso más tiempo poniendo orden que enseñando y eso me mortifica.
No se que estrategia usar, mi materia es construcción de la Ciudadanía, debería interesarles pero para ellos es solo otra hora más encerrados en la escuela, mirando el celular a ver cuanto falta para salir, no importa lo que hagan en clase.

%user(r)en irudia

Buenas Amalía.
Aunque en principio el aprendizaje cooperativo puede parecernos costoso como docentes, en realidad todo depende de un diseño adecuado de las actividades.
Las actividades que elijamos para el aula deben garantizar que nuestros estudiantes se necesiten para la resolución de la tarea, que interactúan y por supuesto que podamos evaluar de manera individual su aprendizaje.
Todo ello partiendo de unas garantías mínimas de funcionamiento, por eso será necesario que cada uno tenga asignado un rol, y que cuidemos el funcionamiento de los equipos, desarrollando dinámicas de grupos y evaluando el funcionamiento de los mismos.
Así podremos garantizar que cumplimos unas condiciones adecuadas para el desarrollo del aprendizaje cooperativo.
Un saludo y bienvenida.

MOOC “Aprendizaje basado en proyectos (ABP)”

sdsdsd
107 baliabide
132 Kide
Administratzaileak
  • Belén Rojas
  • María Jesús García  San Martín
  • Javier Ramos Sancha
Komunitate publikoa